Crónica de un día completo en la Feria del Libro de Madrid 2017.

Y otra vez hemos llegado al tan ansiado viernes, y ya ha pasado una semana desde que estaba nerviosa perdida por el inminente viaje a la feria del libro de Madrid, y para que quede en el recuerdo que mejor que una entrada que pueda guardar para siempre.

Así que por segundo año consecutivo el sábado 3 de junio a las 7:00 de la mañana estábamos en el aeropuerto mi amiga Vanesa, a la que nunca podré agradecer lo suficiente que me acompañe en todas mis locuras y  una nueva compi, Conso, que es casi tan friki cómo yo y que se apunta a un bombardeo.

Y así empezó la mañana con los nervios del avión, las cosas de mujeres que nos pasan, jajajaja, y el viajecito en metro hasta el parque del retiro, antes de comenzar la mañana nos paramos en un bar súper coqueto al que seguro que volveré.

 

Sobre las 11:15 por fin entramos en el parque del retiro, 10 minutos de paseo hasta llegar al lugar en el que se encuentran las más de 300 casetas plagadas de libros, autores y lectores deseosos de conseguir esa tan ansiada firma.

La primera anécdota del día fue encontrarnos con Victoria Vílchez y su editora Teresa junto a la escritora Mabel Díaz, lo sorprendente es que el año anterior me las había encontrado en el mismo sitio tomando café y me hizo mucha gracia que se repitiera la jugada, cómo siempre atentas y encantadoras.

Tras la breve charla, nos encaminamos hacia la caseta 294, este año para mí la ansiada firma era la de Carme Chaparro, y no dudé en ningún momento de que seria la primera cola que haría esa mañana. Pero el día seguía lleno de casualidades, justo al lado de donde firmaba Carme estaba Pimpinela, obviamente no me iba a comprar su libro pero me hizo ilusión tenerlos al lado ya que los he visto varias veces en concierto y me encantan. A las 12:15 más o menos por fin me encontré cara a cara con Carme, y no pudo ser más encantadora, una delicia hablar con ella y el trato que me dio fue increíble, si antes la admiraba ahora estoy rendida a sus pies, una persona súper cercana, desde aquí muchas gracias Carme, por todo.

 

Otra de las firmas a la que tenia muchas ganas de ir era la de Cayetana Guillén Cuervo, pero mala suerte que estaba enferma y no pudo acudir a su cita, así que decidí encaminarme hacia la siguiente firma de mi lista Wendy Davies, muchas compis de lectura me habían recomendado su libro Instant Karma, pero al final me decidí por comprar su último libro publicado Siempre será diciembre, que tiene una pinta estupenda y que seguro que no tardaré en leer, ambas autoras fueron encantadoras, se tomaban su tiempo para hablar con cada uno de nosotros y eso es muy de agradecer, en esta ocasión no hay foto del momento, estaba sola y se queda en mi retina todo lo vivido, gracias por ese ¡Qué nadie te etiquete!.

Y así terminaron las firmas de la mañana, junto con mis compis me encontré con mi hija adoptiva madrileña, Nuria, y con Loreto, la que hace cada mes temblar mi cuenta corriente con todas sus recomendaciones, que a pesar de que me quejo me encanta que siempre esté tentándome para leer nuevas historias. Fieles a la tradición comimos en el Vip´s, nada más y nada menos que 2 horas y media de risas, anécdotas, libros, aparatos y mucha comida, jajajaja. Tanto se nos alargó la comida que se nos pasó el tiempo para llegar a la merienda kiwi, aunque nos dio penita, el tiempo compartido bien mereció la pena.

IMG-20170603-WA0008

Empezamos la tarde haciendo cola, María Martínez y Alice Kellen bien lo merecen y a falta de media hora para que empezara la firma ya teníamos muchísima gente por delante, coincidiendo con la firma de ellas, otras 3 autoras autopublicadas que son maravillosas organizaron una firma improvisada en el cesped, así que decidimos separarnos, Conso y yo a las 18:00 nos fuimos a la caza de Saray Garcia, Abril Camino y Neïra y tuvimos la suerte de que aun estaban solas y fuimos las primeras, fue otro de los momentos memorables del día, fue absolutamente increíble poder ponerles voz y cara en especial a Abril y a Andrea porque a Saray pudimos disfrutarla un poco más en el evento que se realizó en Mallorca el octubre pasado. Un absoluto placer charlar ese ratito con ellas y llevarme mis dos libros firmados para casa.

 

Pero la tarde aun me depararía muchas más sorpresas, cuando estaba hablando con Abril apareció Noa, que loquísima que está y cómo se hace querer, fue el súper momentazo después de haber compartido la lectura de la bilogia Destino de Abril Camino, de todas las locuras que le mandamos a través del facebook durante la lectura, tener esa foto de las tres juntas vale millones. Y aquí no acaba todo, me faltaba encontrar a una personita muy especial a la cual solo conocía a través de facebook y a la que no le ponía cara, de ella atesoro todas las maravillosas reseñas que cuelga en su muro y que como siempre le digo, ¡que bien te expresas jodia!, Bea, fue un inmenso placer y espero seguir leyéndote mucho tiempo y coincidiendo en más eventos literarios contigo (nos faltó la foto), eres especial. Y por último coincidí con Patricia, Beatriz Gant, Scarlett Butler y Carmen con las que pude hablar un ratito, espero a la próxima tener más tiempo y poder seguir comentando esta loca afición nuestra por los libros.

20170603_183442

Y ya llegamos al final de nuestro maravilloso y agotador día, en la cola otra vez para ver a María y a Alice, seguimos atesorando momentos de esos que guardaré siempre con mucho cariño, conocer a las hijas de Noa fue genial, sabes que me deben una visita a Mallorca jajajaja, volver a compartir cola con Miriam, ya van dos años seguidos y esperemos que haya un tercero, encontrarme a María Botón que tuve el honor de conocerla el año pasado y este año aunque breve me ha encantado hablar contigo, el año que viene con más tiempo nos debemos el hablar más tranquilamente, a nuestra librera favorita Ana Lara que la colamos en la fila a cambio de que su marido nos trajese agua, aun me sigo riendo, y rematando la jugada llegó Victoria Vílchez para unirse a la fiesta y charlar con ella de libros y más.

 

Esta vez el tiempo con María y Alice fue más breve, pero siempre muy intenso, siempre tienen una sonrisa y unas bonitas palabras que dedicarnos, y el cariño con el  que nos tratan te deja una sonrisa enorme en la cara. Espero encontraros de nuevo el año que viene.

 

Y así finalizó nuestro día en el retiro, nuestro avión de vuelta a casa salia a las 22:00 y el tiempo ya no daba para más, nos encaminamos a coger un taxi hacia el aeropuerto y descansar el poco rato que pudiésemos antes de subirnos al avión. Y el avión fue el remate cuando la azafata iba contándome el resultado del partido del Madrid, siempre la recordaré como la azafata del 4-1, jajajaja.

Lo mejor de esta afición por la lectura sois todas las personas que os habéis ido colando en mi vida aunque sea a través de la red en la distancia, el calor y las largas colas se hacen más amenas estando rodeada de vosotras, espero poder el año que viene volver a coincidir con todas vosotras  y con algunas personas que me faltaron cómo Elena y Kate y esas personas con las que aun no he tenido el placer de coincidir. Desde ya estoy contando los días que quedan para la feria del año que viene. Espero que hayáis aguantado estoicamente toda mi parrafada.

Hasta la próxima entrada.

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s